Como transformar tus pensamientos negativos en positivos

Como cambiar tus pensamientos negativosLos pensamientos negativos son un grupo de creencias fuertemente arraigadas en nuestro interior que nos impiden la realización de todo aquello que pretendemos conseguir.

Es como tener una enorme bola de acero atada al tobillo que dificulta y boicotea todas las acciones que nos permitirían llegar al siguiente nivel en nuestras vidas.

Estos pensamientos negativos están formados por una serie de aspectos en relación al mundo y a nosotros mismos que damos como ciertos, pero que sin embargo no lo son, la única forma de acabar con los pensamientos negativos es modificando las creencias.

Estos pensamientos son poderosos  porque tienen una fuerte influencia sobre todas las cosas que te ocurren, mantenerlos a raya y crear nuevas evidencias y hábitos para anular sus efectos, es algo que todos deberíamos hacer.

En este post voy a dar una serie de claves que te van a  ayudar a mantener a raya esos pensamientos negativos, esto te ayudará a tener la actitud correcta para ir a por lo que deseas.

Formación de los pensamientos negativos

Las creencias son opiniones o posiciones que damos como ciertas de forma automática, sin cuestionarnos su validez, estas creencias son muy importantes para el desarrollo de nuestras vidas  porque  son responsables de nuestros pensamientos, sentimientos y acciones.

Entonces,¿Que es lo que determina que tengamos unos determinados pensamientos o creencias?

El proceso de formación de los pensamientos negativos

Experiencias o hechos del pasado: Determinados hechos del pasado te han llevado a tener una serie de pensamientos inamovibles sobre determinadas cuestiones.

Las generalizaciones: Por ejemplo has emprendido un par de negocios en el pasado y te salieron mal, por ello llegaste a la conclusión de que eras malo para los negocios.

Acontecimientos de alto impacto emocional: Te sucedió algo en relación a un determinado tema que tuvo un alto impacto emocional en ti, esto te llevó a anclar fuertemente una creencia sobre ese tema en particular, te fue mal en los negocios solo 1 vez en tu vida, pero como tuvo un alto impacto emocional llegas a la conclusión de que eres malo para los negocios.

Acontecimientos con alta frecuencia de repetición: Determinados acontecimientos o creencias inducidas por otras personas te llevan al convencimiento de que cierta creencia es cierta, por ejemplo si durante tu infancia un profesor te “convence” de que eres malo para las matemáticas, esto se ancla a nivel subconsciente y terminas por creer que eres malo para los números.

Influencia de las creencias sobre los pensamientos negativos

Determinan en automático tus pensamientos y acciones: Nuestras creencias están tan fijadas en nuestro subconsciente que actúan sobre nuestros pensamientos y acciones “sin que nos demos cuenta”.

Siembran dudas si no están en consonancia con lo que queremos atraer: Si lo que crees y lo que deseas atraer a tu vida no están alineado, se hace imposible que alcances los objetivos que pretendes, debido a que existe una contradicción entre lo que se cree y lo que se quiere, tus creencias son opuestas a lo que pretendes atraer, estas creencias en este caso están formadas por  pensamientos negativos.

Métodos para cambiar  pensamientos negativos

La forma de cambiar los pensamientos negativos es a través del proceso que dieron lugar a ellos, al final del proceso sustituirás esos pensamientos y creencias negativas por pensamientos positivos.

Esto se hace de la siguiente manera:

Encuentra nuevas evidencias: Si crees que eres malo en los negocios, prueba a hacer un negocio aunque sea pequeño, puedes comprar algo y venderlo con un  un 10% de ganancia  para que esto sirva para contrarrestar los hechos o las experiencias pasadas que dieron lugar a esos pensamientos negativos.

Busca excepciones a las generalizaciones: Si algo te pasó una, dos o tres veces y se ha anclado una creencia negativa en tu subconsciente, el ejercicio para acabar con las generalizaciones consiste en buscar las excepciones a esa creencia en tu vida, enfocándote en esas excepciones  para vencer a esos pensamientos negativos.

Utiliza la rutina de atracción: Las rutinas de atracción están formadas por una serie de ejercicios que sirven para eliminar las creencias originadas por los pensamientos negativos o creencias limitantes creadas como consecuencia de acontecimientos de alto impacto emocional, estos ejercicios rememoran acontecimientos con impacto emocional dándoles un nuevo contenido que sirva para modificar la creencia.

Los ejercicios de la rutina de atracción son de alta frecuencia de repetición, lo que también contribuye a ir minando poco a poco los pensamientos negativos recurrentes, además estas repeticiones contribuyen a que las nuevas creencias se vayan fijando poco a poco en tu mente, por lo que estas nuevas creencias resultantes terminan manifestándose en automático.

No te preocupes, hablaré en otra entrada de los ejercicios de la rutina de atracción, solo me gustaría añadir que los límites para lograr aquello que quieres incorporar a tu vida, están en tu mente y que los responsables de ello son tus pensamientos negativos.

Leyes complementarias para vencer a los pensamientos negativos

La constancia y la perseverancia  te ayudarán a ir dando saltos pequeños que te acercarán mas y mas a tus objetivos, pero se trata de un proceso, no de una transformación que vaya a suceder por generación espontánea.

Si modificas tus creencias y trabajas por todo aquello que quieres atraer a tu vida conseguirás acercarte a tus objetivos, sin embargo además de contar con tu empeño para hacerlo, es preciso que tengas clara la importancia de las leyes complementarias para llegar a tu meta, estas leyes son las siguientes: la Ley de Gestación y la Ley de Acción.

Importancia de las leyes complementarias para vencer a los pensamientos negativos

Uso de la ley de gestación para vencer a los pensamientos negativos

La ley de gestación se asienta sobre los siguientes principios:

Todo tiene su proceso: Este es un mensaje para los impacientes, nada se manifiesta de forma instantánea, todo es fruto de un proceso, todo aquello en lo que te enfocas y pones tu energía y foco, acaba manifestándose pero no lo hace al instante, ¿te imaginas los problemas que se crearían si así fuese?

Es importante conocer esta ley: Uno de los mayores obstáculos que nos ponemos para llegar donde queremos es la falta de constancia, por ejemplo emprendemos en un negocio y pretendemos obtener resultados espectaculares sin hacer el suficiente esfuerzo y sin tener la suficiente constancia ni convencimiento, esto hace que tengamos dudas, lo que nos lleva a abandonar ese negocio, por esto es importante conocer la ley de gestación.

Un embarazo dura 9 meses, no hay nada que se pueda hacer al respecto para que dure menos, por tanto es importante que practiques la constancia y la paciencia,  todo tiene su tiempo y su proceso.

Utilización de la ley de acción para combatir los pensamientos negativos

La ley de acción tiene en cuenta estas tres consideraciones:

Todo efecto tiene una causa y viceversa: Todo efecto tiene una causa y toda causa un efecto, lo que quiero decir con esto es que no puede pasar algo sin que antes pase otra cosa, no puedes pretender cambiar las cosas si no haces nada al respecto, cuantas mas acciones coordinadas hagas en la misma dirección para conseguir un objetivo, mas te acercarás a él.

Debes “ayudar al universo”: Cuando hablo de “ayudar al universo”, me refiero a que si quieres obtener un determinado objetivo, es preciso que crees las mejores condiciones para materializar lo que quieres, me explico, imagínate que que pretendes crear una empresa textil dedicada a la ropa de playa, ¿donde será mas fácil tener éxito, en un clima tropical, o en un sitio donde siempre haga frío? A eso me refiero con “ayudar al universo”.

Actuar te alinea con tus creencias: La ley de acción esta fuertemente asentada en las creencias de los seres humanos, en general todos creemos que para lograr algo hay que actuar para conseguirlo, hay que hacer algo antes, por eso hay que desconfiar de aquellos que nos prometen resultados sin acción, no existen los procesos milagrosos, para perder peso hay que hacer ejercicio y practicar una dieta saludable, para tener éxito en un negocio hay que formarse y trabajar con constancia para ello, y así con cientos de ejemplos.

Por lo tanto hay que tener en cuenta estas leyes complementarias de la gestación y la acción para mantener a raya los pensamientos negativos que boicotean las metas que pretendes alcanzar en cualquier aspecto de tu vida.

Dejar un Comentario